lunes, 18 de julio de 2016

El libro "Segrelles en Nueva York" presentado en su Casa Museo.



El siete de julio se presentaba en la Casa Museo del Pintor Segrelles de Albaida el libro "SEGRELLES. UN PINTOR VALENCIANO EN NUEVA YORK. 1929.1932 a cargo de su autora Mireia Ferrer Álvarez y Vicent Flor director de la Institución Alfonso El Magnánimo con Juan Carlos Tomo -Casa Museo del Pintor Segrelles. Con anterioridad, el 30 de junio se presentó en el Colegio Pesset Alexandre de Valencia.

LIBROS RELACIONADOS:
J. SEGRELLES IL·LUSTRADOR UNIVERSAL. De Joan Josep Soler Navarro con Prólogo de John Howe. Ed. Institut d'Estudis de la Vall d'Albaida. 2010 Any del 125 Natalici de J. Segrelles.


Presentació de J. Segrelles Il·lustrador Universal a càrrec de l'Etnòleg SERGI GÓMEZ SOLER al III Congrés d'Estudis de la Vall d'Albaida. L'Olleria, març del 2010.

EL LABERINTO DE LA FANTASIA. Presentado el 28 de marzo de 2015 y agotado en la Feria del Libro de Valencia en abril del 2015. Autores: Joan Josep Soler Navarro, Susana Vilaplana Sanchís, Benardo Montagud Piera, Guillermo del Toro, William Stout, Roy Klenkel, Barry Klugerman, Marta Ruiz Jiménez, Vicent Vila, Susana Alfonso, Ed. MuVIM I Diputació de València 2015.

EL LABERINTO DE LA FANTASIA. Revista LOS OJOS DE HIPATIA.






viernes, 22 de abril de 2016

D. QUIJOTE ILUSTRADO POR J. SEGRELLES


Recordamos con el NODO del 12 de diciembre del año 1966, la presentación de D. Quijote de la Mancha editado por la Espasa-Calpe con las ilustraciones de J. Segrelles. 400 años después de la muerte de Cervantes y 50 años después de las ilustraciones de Segrelles. (Clikear y avanzar al minuto 1' 34'' )

D. Quijote adaptado al Japonés por Nobuaki Ushizima con ilustraciones de J. Segrelles

José Segrelles Albert, nació en Albaida (Valencia), en Marzo de 1885. Fue en su ciudad natal, discípulo de Isidoro Garnelo y recibió posteriormente algunas lecciones del Pintor Sorolla en la Academia de Bellas Artes de San Carlos de Valencia, terminando sus estudios en la Lonja de Barcelona.

"El Famoso Hidalgo Don Quijote de la Mancha, en los ratos que estaba ocioso, se daba a leer libros de caballerías con tanta afición y gusto, que olvidó casi de todo punto el ejercicio de la caza, y aún la administración de su hacienda; y llegó a tanto su curiosidad y desatino en esto, que vendió muchas hanegadas de tierra de sembradura para comprar libros de caballerías en que leer, y así, llevó a su casa todos cuandos pudo haber de ellos..."

También José Segrelles, al igual que el Caballero de la triste figura, solía sumergirse en el infinito y apasionado mundo de la lectura, y ésta que en D. Quijote le despertaba el ansia de conquistar tierras y ganar batallas que le hiciesen famoso como valiente Caballero, en José Segrelles, la lectura era la base y punto de partida, para, dándole forma, crear todos los paisajes con sus personajes que conociese en cada historia. Para ilustrar cualquier libro, Segrelles tenía que profundizar en él y en algunos casos leerlo hasta dieciocho veces como le ocurrió con Don Quijote de la Mancha.

Segrelles visitó las tierras de Dulcinea, donde recogió apuntes de Ventas, corrales, patios, fachadas y molinos manchegos. A pesar de ello, estas primeras ilustraciones nos recuerdan al Quijote ilustrado por Gustavo Doré aunque no por ello dejó de conseguir una interpretación austera impregnada de esencia española, alejándose así del romanticismo de las ilustraciones de Doré.

Aunque el Quijote ilustrado por Segrelles que le dió fama fue y lo sigue siendo es el publicado en 1966 por la Editorial Espasa-Calpe, es justo recordar que anteriormente a ésta edición, a principios de los años treinta, el barcelonés Ramón Mir lo editó en formato de cromos para Chocolates Amatller. Eran dibujos escuetos de escaso interés técnico, aunque muy buscados ahora por los coleccionistas, al igual que ocurre con los otros ochenta cromos de la serie de Grandes Cacerías para los mismos Chocolates Amatller.

Tanto las ilustraciones que en principio hizo para Amatller como las que luego hizo para Gallach, retratan además de la meseta manchega, su color, su gente y cualquier otro detalle que contribuye a crear esa atmósfera que da vida a cada estampa, algo así como si José Segrelles hubiese estado en el lugar e instante que ocurre cada historia.

Seguramente la obra de Cervantes ha sido de todas las de la Literatura Universal, la más ilustrada, desde que en el año 1605 Juan de la Cuesta imprimiese el primer Quijote; y desde entonces han sido muchos los ilustradores que por encargo se han ocupado de ésta obra. El Quijote ilustrado por Segrelles, es como él mismo dijo, el vértice de toda su carrera artística y por otra parte un poco la propia historia de la Editorial que lo publicó.

En 1918, Segrelles con treinta y tres años, se estaba especializando dentro del mundillo de las Bellas Artes, en la ilustración de textos por ello y tal como le ocurriría tres años más tarde con Vte. Blasco Ibáñez, D. José Gallach entonces director de la Casa Calpe, halló en Segrelles, el artista idóneo para la lujosa edición de un Quijote ilustrado que tenían en proyecto. Segrelles entusiasmado con la idea, puso todo su talento y buen hacer en la Obra de Cervantes y así dos años después había concluido las noventa ilustraciones que se le encargaron.

Como era su costumbre antes de entregar los trabajos, los exponía al público; así de la muestra en las "Galerías Layetanas" de Barcelona, en Abril de 1921 "La Gaceta de Cataluña" decía: "... D. José Segrelles, es valenciano y expone una nutridísima colección de obras entre las cuales figuran preciosas ilustraciones del Quijote. En el conjunto de la obra del Artista valenciano, se ve al genio consciente que construye, dibuja y pinta sin dudas, ni cortapisas, dominando absolutamente todas las dificultades. En los cuadros hay luz, ambiente, color y carácter local".

Sobre la misma exposición, Joaquín Ciervo en el "Noticiero Universal" escribía: "... Sorprende en éste extraordinario Ilustrador la prodigiosa memoria que supone trabajar con la retina, si de memoria compone y resuelve aquellas deliciosas páginas gráficas. En ésta índole de trabajo, el modelo casi no interviene puesto que son accesos de inspiración repentina, lo que guía v también manda la parte prosaica. Podemos asegurar sin temor a equivocarnos que Segrelles posee cuatro cualidades que son indispensables para todo buen Ilustrador, posee sensación, evocación, asimilación y ejecución”. Cuando la fuerza de su fantasía, evoca las escenas que el escritor le sugiere, las presenta en forma real y eso que jamás existieron. En donde nos representa a Don Quijote se funde el dibujante con la exaltada preocupación del héroe de Cervantes, de modo justo y elevado. Vemos que Segrelles será uno de los ilustradores predilectos de los libros españoles."

En la "Tribuna" periódico también de Barcelona, es en el que entre otros, vemos que hace mención al insigne novelista Vte. Blasco Ibáñez, quién acudió a la inauguración de la exposición de Segrelles en las Galerías Layetanas y añadía: "...Si como pintor es un estudioso devoto de la naturaleza y un discreto retratista como ilustrador es sencillamente formidable. Las ilustraciones de Segrelles, engendradas por una fantasía poderosa y ejecutadas con una facilidad y una soltura insuperables, impresionan de un modo definitivo, colocándole en el rango de los más altos ilustradores mundiales y tal vez en el primer lugar entre los españoles."

A partir de 1920 la Editorial Calpe, empieza a experimentar cambios de domicilio con lo cual todo el patrimonio o material que no tenía que ser utilizado en ese momento se embaló y guardó convenientemente. Entre 1918 y 1922 realizó con destino al Quijote, u total de cincuenta y cuatro óleos, treinta y ocho acuarelas y 126 dibujos a plumilla. En 1925 se fusionaron las editoriales Espasa y Calpe y aunque en varias ocasiones insistieron en buscarlas, lo cierto es que todo el trabajo que Segrelles había realizado se había perdido.

En abril del año 1921 presentó Segrelles una selección de estos originales en las "Galerías Layetanas".

Enric Jardí al hablarnos del mundillo de la crítica y salas de exposiciones de la Barcelona de principios de siglo enumera los dos tipos existentes de galerías: la "vanguardista" y " tradicional".

La Vanguardia catalana acostumbraba exponer en la galería abierta por Josep Paiau, quien a su regreso de París abrió una sala en la calle Pí, trasladándola más tarde a la de Portaferrisa y finalmente a la de Gracia. En ella expusieron Joan Miró, Salvador Dalí, Juan Gris, Duchamp y Van Donghen.

Santiago Segura representa al promotor de arte más tradicional, creando dos establecimientos: "Faians Cátala "y "Galerías Layetanas". Segrelles se inició en 1911 en el "Faians Cátala", haciéndolo ahora —1921— en las "Galería Layetanas".

El albaidense muestra una selecta antología de su obra, presentando por vez primera la dicotomía óleos/ilustraciones. Ejemplos de la primera técnica son dos bodegones y varios retratos "Mi padre", "Mi madre" o "la señora de Capuz'") y de la segunda los originales publicados por Salvat en "Hojas Selectas" y las ilustraciones del "Quijote" (Calpe).

Un amplio repertorio crítico nos posibilita constatar el impacto causado por Segrelles en ambas vertientes artísticas. "La Gaceta de Cataluña": "En el conjunto de la obra del artista valenciano, se ve el genio consciente que construye y dibuja sin dudas ni cortapisas, dominando todas las dificultades. Las figuras son gráciles y se diría que viven sobre las telas. En los cuadros hay luz, ambiente, color y carácter local. En algunas cabezas se transparentó la solidez técnica velazqueña y en los efectos de luz, acuden a la memoria las obras del eminente Sorolla'.

Joaquín Ciervo escribe en "El Noticiero Universal": "Segrelles es un pintor que no abandona la lucha y que desde los estudios académicos hasta el cuadro de género gusta pulsarse a sí mismo. Junto a los óleos pintados con donaire que acusa facilidad de ejecución, muy bien construidos, sólidamente apuntados, la cumbre de la exposición son las ilustraciones.

Sorprende el extraordinario ilustrador. Podemos asegurar sin temor a equivocarnos que reúne cuatro cualidades que son imprescindibles para todo buen ilustrador: sensación, evocación, asimilación y ejecución.

Es muy notable que el artista no es amanerado, no adquiere hábitos de rutina , cosa harto fácil en quien debe producir supeditado a criterios ajenos, y por el contrario sabe sacar bellezas con habilidades técnicas, seguridad que entrefunde líneas y color, lo que da visión de lo que lee. Vemos que será uno de los ilustradores predilectos de los libros españoles".

Manuel Marienel.lo —comentarista de todas las muestras anteriores, será quien mejor valore los progresos y la doble vertiente del pintor— señala en "Las Noticias": "Pertenece Segrelles a esta serie de artistas valencianos que, según frase feliz de nuestro gran poeta Jacinto Verdaguer "Pastan la luz del sol en su paleta".

Segrelles es un orgíaco del color, un artista consciente que no abandona el cuerpo deslumbrante por el ropaje, puesto que dibuja, ajusta y construye como corresponde. A demás Segrelles es un hombre laborioso, demasiado laborioso tal vez para alcanzar aquella perfección a que tiene derecho su arte, puesto que se prodiga, así en el cuadro como en la decoración y la ilustración editorial.

En el cuadro de asunto, en el desnudo, en el retrato y en el bodegón, se nos ofrece Segrelles como un artista discreto y habilísimo, dueño de sí mismo y de su espléndida paleta. Su impresionismo es robusto y vehemente, su mano segura y con frecuencia sabia, el dominio de la técnica poco menos que absoluto. Sus pinturas resultan atrayentes, recordando dentro de su modernidad manifiesta, aquella famosa escuela valenciana iniciadora del realismo dentro de la pintura española. En Segrelles creemos ver un pintor de cuerpo entero.

Los originales dedicados a la ilustración son espléndidos y de un modo particular los correspondientes al Quijote. Esta exposición es una de las más notables del año artístico".

"La Vanguardia" decía: "Si como pintor es un estudioso devoto y un discreto retratista, como ilustrador es sencillamente formidable. Las ilustraciones de Segrelles, engendradas por una fantasía poderosa y ejecutadas con gran habilidad y soltura impresionables, le colocan en el rango de los más altos ilustradores mundiales y tal vez el primero de los españoles".

"La Tribuna" (Diario de la noche), comentaba: "Demuestra tener una técnica habilísima y una imaginación inagotable y variada. Como ilustrador de obras literarias manifiesta cuán bien dotado está para sobresalir, y sobresale en esta especialidad dentro del efectismo que le place, por buscar a menudo en antítesis de luz un elemento que acrecentó la sensación que pretende acusar".

Eusebio Corominas apunta en "El Diluvio": Conoce bien el oficio en su doble calidad de dibujante y colorista. Se preocupa por el dibujo, el ambiente social, las costumbres, los tipos, trajes, etc..."

Alfredo Opisso, matizaba en "Hojas Selectas": "Nunca, como en el transcurso del pasado y presente siglo ha llegado a tal grado de esplendor el arte pictórico valenciano, bastando recordar los nombres de Domingo, Marqués, Emilio Sala, Pinazo, Muñoz Degrain, Sorolla... A esta escuela pertenece el joven artista José Segrelles, que si bien avecinado ha tiempo en Barcelona, aparece con todas las cualidades de los pintores de su tierra".

"L'Esquella de la Torraxa ", señalaba: "En Segrelles es un excel·lent i il·lustrador de llibres i un pintor de cap d'àla. No entreu a les Galeries Laietanes amb el barret posat. Us l'haurien de traure’l per força".

Segrelles debió valorar el juicio crítico que descubre en él a un espléndido ilustrador y a un discreto pintor (retrato, desnudo, bodegón).

José Segrelles seguía ganando fama y cosechando triunfos con su trabajo. "La Esfera" publicó algunas ilustraciones de las novelas de Blasco Ibáñez y a raíz de ésto, la revista inglesa The Ilustrated London News, le pidió que colaborase en sus números extraordinarios así lo hizo desde 1927 hasta 1935. Uno de los mejores años del artista, fue 1929; la mencionada revista que también llegaba a Estados Unidos, publicó en ese año unas ilustraciones del Quijote. Además fue el año en el que se le otorgó la Medalla de Oro en la Exposición Universal de Barcelona en la sección de Dibujo y por otra parte los encargos que le llegaban desde Norte América eran tantos que para poderlos atender con la rapidez y seguridad que las editoriales exigían por costumbre, decidió trasladarse a Nueva York donde su valía como ilustrador de textos pero sobre todo su ingenio como cartelista eran de sobra conocidas, lo que no solo le facilitó el ganar mucho dinero, sino el adquirir merecida fama como lo prueban el eco que se dio a su exposición en el Roerick Museum de New York y la portada a color que "The New York Times" le dedicó en 1932.

Ocupado con los encargos religiosos para las iglesias de importantes ciudades de la provincia de Valencia, concluida y apunto de editarse la segunda entrega de Las Mil y una noches de  Salvat de Barcelona, a finales del mes de mayo de 1956, recibe un telegrama de Madrid, anunciándole que han encontrado los originales y retoman el proyecto de los años veinte para lo cual han de restaurarse aquellas setenta y nueve obras recuperadas y completar la edición con otros doce óleos.

Las Florecillas de San Francisco, Las Mil y una Noches, La Historia de España, La Divina Comedia de Dante, numerosísimos carteles publicitarios y otros deportivos. La Guerra Civil Española que pasó en Albaida; y tras ésta los abrumadores encargos religiosos para llegar a 1956 cuando Segrelles ya saboreaba holgadamente la recompensa de toda su carrera artística, un telegrama de Madrid, le comunica que habían encontrado un centenar de ilustraciones de D. Quijote fechadas a principios de siglo y que retomaban el viejo proyecto, encargándole diez ilustraciones más. El primer tomo se terminó de imprimir el 18 de Marzo de 1966 coincidiendo con el ochenta y dos cumpleaños de Segrelles y el segundo tomo se terminaba el 23 de Abril del mismo año, fecha conmemorativa del trescientos cincuenta aniversario de la muerte de Cervantes.

            La edición consta de dos volúmenes con 106 ilustraciones a todo color y 125 plumillas. De su impresión es digno de subrayar que el texto fue revisado minuciosamente con la característica de que ninguna palabra aparece cortada al final de una línea, significando un verdadero alarde en su composición.

Finalmente, en Diciembre de 1966, salía a la luz la lujosa edición de Don Quijote de la Mancha Ilustrado por José Segrelles. Su presentación en Madrid con la colaboración de la Editorial Espasa-Calpe, tenía lugar en la Sala Goya del Círculo de Bellas Artes de Madrid con la Exposición de todas las ilustraciones y la asistencia de personalidades políticas, artistas y representantes del mundo editorial, quienes rindieron una vez más, un afectuoso homenaje a nuestro Ilustre Pintor Segrelles. La exposición se repitió posteriormente en la Sala Pares de Barcelona y en las Galerías San Vicente de Valencia. Toda la Prensa nacional y otros medios de comunicación, dieron la noticia, elevando definitivamente al Artista José Segrelles a la categoría del Mejor Ilustrador Universal.

            José Segrelles, fallecía en Albaida, el tres de marzo del año 1969.

Bibliografía:
-José Segrelles: pintor español, ilustrador universal de Bernardo Montagud (1978).
-José Segrelles Albert: biografía pictórica (1885-1969) de Bernardo Montagut; Alzira: Comissió Falla Plaça Major, 1985.
-Segrelles: José Gabriel Segrelles Albert, 1885-1969 : biografía de Vicente Gurrea Crespo Ed. Mari Montañana Valencia. 1985.
-Tormo, F; Soler Navarro, J. J. (2003): J. Segrelles y su Casa Museo, Albaida, Casa Museu del Pintor Segrelles.
-Formas y colores: la ilustración infantil en España. Jaime García Padrino Ed. Universidad Castilla La Mancha. 2004 - Pags 62-163 -Vivencias en torno al pintor José Segrelles. José Pont Segrelles. Archivo de arte valenciano (2006) pags. 249-252.
-Gran enciclopedia cervantina. Carlos Alvar. Ed. Castalia. 2006 Pags 2924-2925
-Les mil una nits. Bernado Montagud; Susana Vilaplana. Ed. Generalitat Valenciana. 2007
-12 artistas valencianos contemporáneos en la real Academia de bellas artes de San Carlos. Roman de la Calle. Ed. Ed. Real Academia de BB.AA. San Carlos. 2008. Pags: 16-27
-La Casa Museo del Pintor José Segrelles, Degà dels Museus de la Vall d’Albaida. J. J. Soler Navarro. 2010, Actes del III Congrés d’Estudis de la Vall d´Albaida.
- J. Segrelles, Il•lustrador Universal, Soler Navarro, J. J. - Pròleg de John Howe. Ed. Institut d’Estudis de la Vall d’Albaida. 2010
-La influència de Segrelles en l’art actual. J. J. Soler Navarro. Actes del III Congrés d’Estudis de la Vall d´Albaida 2010.
-Les mil i una nits de Segrelles. J. J. Soler Navarro. Ed. Caixa Ontinyent. 2010
-Una propuesta de acercamiento a la literatura en educación primaria utilizando las ilustraciones de Segrelles. J. J. Soler Navarro. Educación Artística. Revista de Investigación, 2011.
-La puerta del silencio. La meca de los ilustradores. J. J. Soler Navarro. Revista Digital nº 1 del Consejo Internacional de Museos. 2010. http://issuu.com/icom-ce_librovirtual/docs/icom-ce_digital_.n_1
-Segrelles – El Laberinto de la Fantasía. J.J. Soler y otros. (2015) Ed. MuVIM – Diputación de Valencia.


lunes, 28 de marzo de 2016

1er ANIVERSARIO DE LA INAUGURACIÓN: JOSÉ SEGRELLES - EL LABERINTO DE LA FANTASÍA

Hoy 28 de marzo de 2016 se cumple un año de la inauguración de la exposición J. SEGRELLES EL LABERINTO DE LA FANTASÍA en el MuVIM de Valencia. 





















Permaneció abierta hasta finales del mes de junio y fue visitada por 20.000 personas.

Valgan estas noticias entre muchas otras publicadas aquellos días para recordarlo.

J. SEGRELLES - EL LABERINTO DE LA FANTASÍA.

La magia del cine desembarca en el MuVIM con cuatro exposiciones simultáneas

Guillermo del Toro: "Segrelles es un tesoro mundial"


miércoles, 23 de marzo de 2016

SEGRELLES EN EL LIBRO BARCELONA. PUBLICITAT I EPHEMERA.










El ayuntamiento de Barcelona acaba de editar el libro “BARCELONA. Publicitat i Ephemera” de Víctor Oliva Pascuet y su hijo Oriol Oliva Sanasona, con prólogo de Pilar Vélez, directora del Museu del Disseny de Barcelona.

En él hacen a lo largo de 590 páginas un repaso a la historia de la sociedad barcelonesa desde 1850 hasta 1950 a través del análisis de 2.000 obras representativas de los productos más marginales de la publicidad y la creación gráfica, lo que antes se llamaban pequeños impresos y ahora conocemos como ephemera. Este término hace referencia al material impreso que tiene un destino efímero, como son las etiquetas de productos, felicitaciones o recordatorios de todo tipo, calendarios o carteles, aunque estos últimos son los más apreciados en el mercado del arte.

Víctor Oliva, gran conocedor de la cultura visual de nuestro país, aporta todos sus conocimientos sobre diseño gráfico en esta obra. Apasionado de todo lo que se puede considerar efímero y que, normalmente, acabamos tirando a la basura, durante 20 años ha ido colecciones productos de este tipo que, con la ayuda de Oriol Oliva, va desgranando en este libro donde también hay piezas de otros colecciones.

Gracias a estos ephemera, podemos conocer los cambios que durante el periodo que transcurre entre 1850 y 1950 ocurrieron en la industria, la cosmética, los vehículos, la política o la alimentación, entre otros sectores. Los ephemera son un reflejo de la sociedad de cada momento y muestran el desarrollo técnico que poco a poco se iba transformando y mejorando. A través de este libro también podemos ver la evolución de la industria gráfica, que primero utilizaba recursos calcográficos y tipográficos, después incorporó la cromolitografía y, años más tarde, el offset y la fotomecánica.

Intercalados entre cada uno de los capítulos el libro también contiene breves estudios monográficos que ayudan a entender el qué y el cómo de toda la iconografía que muestra el libro.

Es un álbum de coleccionista ilustrado con folletos, etiquetas, cromos, billetes, carteles publicitarios, cartulinas de pequeño formato, catálogos, envoltorios de caramelos y programas de mano de teatros y coliseos diseñados entre 1850 y 1950. Son impresos que nacieron para ser fugaces y que han acabado por transformarse en documentos con valor histórico, que en esta obra se ordenan en más de 20 salas temáticas: alimentación, cosmética, industria, promoción turística de Barcelona, artes decorativas, sastrerías, droguerías, camiserías, cultura, bebidas, salud, moda...

En las páginas del libro se reproducen, cientos de papeles llenos de anécdotas, y a lo largo del libro encontramos los reclamos publicitarios de Josep Segrelles como: Chocolate Amatller (1890); Jabones Barangé Libel (1933); Catalana de Gas y Electricidad (1927); Riusset, Compañía General de Industrias Gráficas (1916) en la que Segrelles trabajó como encargado junto a otro valenciano, Pascual Capuz. Riusset fue quien hizo entre otras campañas, la de los carteles anunciadores de la Exposición Internacional de Barcelona del año 1929. Real Moto Club de Cataluña Circuito de Levante (1925); Visitad Barcelona ó Visitad Monserrat de la Cía Española de Turismo (1926).

Fueron años de oro para las artes gráficas con autores de leyenda. Víctor Oliva, autor del libro junto a su hijo Oriol, hablan de Mariana Goncharov, más conocida como 'Fair'.  Josep Porta, Pau Sabaté, Ricard Giralt Miracle, Josep Morell, Josep Pla-Narbona, Joan Junceda, Lluís Garcia Falgàs, Alexandre de Riquer,  Xavier Nogués, Ramon Casas ó Josep Segrelles.

En su prólogo, Pilar Vélez directora del Museu del Disseny de Barcelona, afirma que, “se puede seguir un siglo de la capital catalana a través de estas publicaciones que nacieron para ser efímeras y han pasado a la posteridad. "Son obras gráficas, la mayoría modernistas y novecentistas, que obedecían a un objetivo muy específico y temporal, que una vez cumplido queda obsoleto, pero los coleccionistas, los historiadores y los archiveros les han otorgado cierta inmortalidad al ser catalogadas como patrimonio". "Es la historia de lo menudo, de lo cotidiano, de aquello que nos ayuda a comprender los cambios en las formas de vida". Añade: "Este libro es la historia de lo menudo, de aquello que nos ayuda a comprender los cambios en las formas de vida", dice Pilar Vélez, directora del Museu del Disseny

Oliva, diseñador gráfico de profesión, es la cuarta generación de una familia apasionada por la arqueología gráfica, y su hijo Oriol, antropólogo y periodista, la quinta. "Este libro es una mirada sobre la ciudad desde la ciudad. Todos los impresos están vinculados a Barcelona. La publicidad de papel, sea comercial o promocional, es un testimonio que proyecta una visión viva de la cotidianidad y también de la creatividad", dice Víctor Oliva.

Oriol Oliva dedica un apartado a la fauna como la gran aliada de los publicistas desde finales del siglo XIX, algo que ha llegado a nuestra era con productos tan conocidos como los quesitos de La Vaca que Ríe o el borreguito blanco con un lazo rojo que la marca Norit usa para publicitar sus productos para lavar prendas delicadas de seda y lana. 

viernes, 18 de marzo de 2016

SEGRELLES FALSIFICADO


El Grupo de Patrimonio Histórico de la Policía de la Generalitat ha expuesto esta semana (marzo 2016) en la sala multiusos de la Comisaria de Valencia las obras intervenidas en los últimos meses. 

Hasta 27 obras de dudosa procedencia que iban a ser vendidas como piezas originales de artistas de reconocido prestigio como Mariano Benlliure y su hermano José Benlliure, Cecilio Pla, José Segrelles o Benjamín Palencia. Son esculturas, cuadros y dibujos a plumilla, que iban a ser comercializadas en distintas partes de la península por un importe que asciende a más de 150.000 euros. 25 de las obras intervenidas llevan la firma de artistas valencianos como los hermanos Benlliure, Cecilio Pla, Genaro Lahuerta y el propio Segrelles. También hay dos cuadros de Benjamín Palencia y una obra del madrileño Rafael Zabaleta.


Entre los artistas más falsificados se encuentra el escultor Mariano Benlliure. Hasta once esculturas han confiscado en esta ocasión tras comprobar que no son piezas originales del gran maestro valenciano. Habitualmente se encuentran con la situación de que sus actuales propietarios alegan que desconocían que se trataba de una falsificación y que ellos adquirieron la obra pensando que se trataba del original. De hecho, muchos de ellos aportan certificados de autenticidad, también falsificados. Entre las piezas más caras destaca un cuadro llamado «El viejo con naranjas», y atribuido a José Segrelles, que iba a ser vendido desde Sevilla por 60.000 euros.

La Brigada de Patrimonio de Valencia ha contado con la colaboración del Instituto Valenciano de Conservación y Restauración para analizar la pigmentación de algunos de los cuadros, para determinar su falsedad, así como con las brigadas de policía de Madrid, Murcia, Castilla-La Mancha, Castilla y León y Andalucía.

Desde principios de 2016, la Policía Nacional cuenta con la colaboración de los técnicos del Museo San Pío V de Valencia, la Dirección General de Cultura y del Instituto Valenciano de Restauración. “Nuestra labor consiste en realizar análisis científicos para ayudar a la datación y atribución de obras dudosas” –explica Greta García, restauradora de este organismo-. “Por ejemplo, si está estudiada la paleta de una artista, podemos certificar la autoría mediante el análisis de los pigmentos. Casi todas las semanas tenemos alguna consulta de la Policía Nacional, y no solo sobre pintura, sino también escultura o piezas expoliadas de yacimientos arqueológicos”.

Otras obras falsas de J. Segrelles.
En abril del año 2010 Subarna de Barcelona adjudicaba una acuarela de Joaquim Coll Salieti con 60 €. Esta misma obra salía a subasta en otra reconocida Casa de Subastas de Madrid en mayo del 2011 con la firma de J. Segrelles con un precio de salida de 900 € y el lote fue retirado de la subasta al ser advertidos de la falsificación. 


A PROPÓSITO DE LAS FALSIFICACIONES DE ARTE.
Figuras a tener en cuenta para la pericia de una obra de arte.

Las falsedades.

Clases.

Falsificación. 

Copia.

La Estafa.

AGENTES PERICIALES.

CERTIFICAR LA AUTENTICIDAD DE UNA OBRA DE ARTE.

El análisis de firmas y manuscritos.

Pericia caligráfica.

Falsificación de firmas.

Macro fotografía.

Análisis multiespectrales.

El examen con la radiación infrarroja (I.R.)

Aplicación de la luminiscencia cromática.

Fotografía con luz Ultravioleta.

Bajo la luz ultravioleta (U.V.)

Análisis del trazo, la pincelada y los pigmentos.

La radiografía.

Trama y Urdimbre. Craqueladuras.

La procedencia de la obra.


LA VALORACIÓN DEL ESTILO DEL ARTISTA.

viernes, 8 de enero de 2016

WILLIAM STOUT: "Segrelles es el mejor ilustrador de la fantasía"


video


William Stout, autor del story board de “El laberinto del Fauno” y dibujante de “Jurassic Park”, entre otros, compartió su pasión y admiración por el ilustrador universal José Segrelles con los numerosos asistentes a la conferencia que ofreció en la Escola d’Art i Superior de Disseny a propósito de la exposición producida por el MuVIM “Segrelles. El Laberinto de la Fantasía” incluida en “De cine. Universos cinematográficos” marzo-junio de 2015.  

Stout al igual que  John Howe (dibujante de el Sr. de Los Anillos y The Hobbit), visitaron hace unos años la Casa Museo del Pintor Segrelles en Albaida, seducidos por los trabajos que Segrelles realizó desde los años 20 y hasta la década de los 40 para revistas y libros de Estados Unidos y Europa. Ya en 1927 Segrelles pintó un fauno para una de las páginas de ‘Illustrated London News’.   

En su conferencia previa a la inauguración en el MuVIM para la que se desplazó desde su residencia en Pasadena a Valencia, Stout señaló cómo influyó Segrelles en la creación de la película “El laberinto del Fauno”. Uno de los faunos dibujados por el artista de Albaida es precisamente una de las fuentes utilizadas por Stout para la creación del animal mitológico protagonista en la cinta de Guillermo del Toro.   

El dibujante señala a Segrelles como el mejor “fantasyst” de arte del mundo. “Amo España, Valencia, su gente es muy especial y con unos corazones enormes, y sobre todo, amo a Segrelles, uno de los dibujantes magníficos en la historia de España”, dice Stout quien también reivindicó la importancia de dar a conocer la figura de José Segrelles a quien ha calificó de “MAESTRO”. 


domingo, 3 de mayo de 2015

GUILLERMO DEL TORO: "a Segrelles tratamos de consultarlo, buscarlo, tenerlo, coleccionarlo..."

video

"Cualquier labor que se haga por la difusión de este artista, ha de acometerse con gran entusiasmo, puesto que Segrelles es por el momento en muchos sentidos un ilustrador de ilustradores. La gente que somos artistas plásticos de cualquier forma, tratamos de consultarlo, buscarlo, tenerlo, coleccionarlo, pero el gran grueso del público no está familiarizado con este enorme tesoro de la ilustración y de la narrativa".

Audivisual realiazado por el propio GUILLERMO DEL TORO para la exposición en el MuVIM de Valencia. José Segrelles. EL LABERINTO DELA FANTASÍA.

Algunos enlaces relacionados:









lunes, 30 de marzo de 2015

J. SEGRELLES. EL LABERINTO DE LA FANTASÍA EN EL MuVIM DE VALENCIA




El Museu Valencià de la Il·lustració i la Modernitat ofrece hasta el 31 de mayo de 2015 (PRORROGADA HASTA EL 21 DE JUNIO) la exposición “J. SEGRELLES – EL LABERINTO DE LA FANTASÍA”. Más 250 obras originales de José Segrelles (Albaida1885-1969) y más de 300 ejemplares entre libros y revistas mostrando su obra ilustrativa, convierten al MuVIM en el mejor escaparate del artista valenciano que ha traspasado las barreras del tiempo con su prolífica y fantástica obra. Para la exposición en el MuVIM han llegado originales de la Diputación Provincial de Valencia, Ayuntamiento de Valencia, Centro de Arte Reina Sofía de Madrid, Museo del Prado, Museo San Pio V de Valencia, Casa Museo del Pintor Segrelles de Albaida, Museo del F.C. Barcelona, Biblioteca Nacional, Ateneo de Valencia. Además del préstamo de medio centenar de coleccionistas de Valencia y Barcelona, y algunas de las obras de conocidos coleccionistas de Nueva York y Orlando (EE.UU).

RECORTES DE PRENSA:

Marzo de 2015 LOS OJOS DE HIPATIA.

Marzo de 2015 MITO REVISTA CULTURAL.

Marzo de 2015 MAKMA.
EL ALIENÍGENA JOSÉ SEGRELLES.

Marzo de 2015 ABC.es

Marzo de 2015 EL PAÍS.

Marzo de 2015 EL PERIÒDIC.
William Stout reconoce a Segrelles como el mejor ilustrador de la fantasía del mundo.

Marzo de 2015 Gabinete de prensa de la DIPUTACIÓN DE VALENCIA.

LA MAGIA DEL CINE DESEMBARCA EN EL MuVIM CON 4 EXPOSCIONES SIMULTÁNEAS.

Marzo de 2015 Gabinete de prensa de la DIPUTACIÓN DE VALENCIA.

GUILLERMO DEL TORO: "Segrelles es un tesoro mundial"
Se incluye el audiovisual que se presentó con la Exposición el 28 de marzo de 2015.